Feriados de Carnaval. Fin de semana largo: paquetes de última hora con tarifas similares entre Argentina y Brasil

En un escenario de pocas promos, quienes se deciden a último momento se ven tentados por viajes a Brasil y pagos en cuotas. Cuánto cuestan los aéreos de última hora.

Se viene uno de los fines de semanas más largos del año, que con el lunes 15 y el martes 16 de febrero –feriados de Carnaval- suma cuatro días, lo que genera una gran expectativa respecto del movimiento turístico en el país, sobre todo en los destinos más habituales elegidos por los argentinos, como el Sur o el Noroeste.

Son miles los argentinos que deciden alejarse por unos días y disfrutar de paisajes comprando con antelación alguno de los servicios, tanto alojamiento como pasajes o excursiones.

En este panorama, si bien para otros fines de semanas largos se consiguen paquetes para viajar dentro de la Argentina a partir de $ 20.000, para éste en particular las tarifas son elevadas, incluso las de último momento: Puerto Iguazú desde $ 97.974 por persona; Ushuaia desde $ 112.775; Córdoba desde $ 97.987, incluyendo tres noches de alojamiento, aéreos y asistencia al viajero. Mientras que para otros destinos, como Bariloche o Salta, desde este sitio informaron que no se consiguen paquetes, y los hoteles suelen presentar una ocupación de 100%.

En este panorama, se destacan como particularmente interesantes opciones para viajar fuera del país y en especial a Brasil: pasar estos cuatro días en las playas de Florianópolis o Buzios, incluyendo aéreos y alojamiento, cotiza desde $ 112.960 por persona, es decir, $ 15.000 más que para puerto Iguazú y el mismo precio que un paquete a Ushuaia.

Existen también algunas alternativas para bajar costos; por ejemplo, cupones de descuento como los que estuvo publicando Promos Aéreas, con rebajas de hasta $ 10.000 en paquetes nacionales u opciones que ofrecen el test PCR gratis, requisito obligatorio para ingresar a Brasil.

 

Aéreos y ahorros

El panorama de los pasajes aéreos no es diferente, sobre todo si la intención (o la posibilidad) es viajar de sábado a martes. En ese caso, un pasaje ida y vuelta Buenos Aires-Córdoba por Aerolíneas Argentinas cuesta $ 27.315, y $ 19.201 con Jetsmart. Para encontrar una mejor tarifa habría que ir el viernes y regresar el martes: $ 17.930 en Aerolíneas y $ 25.077 en Jetsmart; y de viernes a miércoles, $16.919 en Aerolíneas y $ 21.193 en Jetsmart. En el caso de Flybondi, no vuela los martes, así que habría que ir el sábado a última hora y regresar el miércoles a la noche; pero por una tarifa mucho más atractiva: $ 9.986 ida y vuelta.

En el caso de Bariloche, en Aerolíneas sólo quedan unos pocos pasajes para ir el sábado desde Buenos Aires, y no hay cupos para regresar el martes (sí en Flybondi: $ 23.661; y en Jetsmart; $ 19.201). Por Aerolíneas, yendo el sábado y volviendo el miércoles, la tarifa asciende a $ 33.853 ida y vuelta final; $ 27.494 en Flybondi y $ 39.228 en Jetsmart.

Una nueva prueba: Buenos Aires-Salta, nada menos que $ 45.374 con ida el sábado y vuelta el martes en Aerolíneas (en Jetsmart, $ 33.542); $ 28.294 de viernes a miércoles ($ 29.060 en Jetsmart), y $ 23.368 para ir el viernes y regresar recién el jueves 18 (en Jetsmart, $ 26.072). Flybondi vuela solo miércoles y viernes, así que habría que volar hoy mismo para regresar el miércoles 17, por $ 25.950 final.

 

En un panorama de tarifas en general altas, las mejores opciones para comprar a última hora son las cuotas, forma de pago que puede llegar a ser muy variada dependiendo de la capacidad de ahorro, el banco o las tarjetas con las que se opera.

El alojamiento, por ejemplo, se puede abonar en seis cuotas sin interés, y los vuelos operados por Aerolíneas Argentinas, en tres cuotas. Además, en prácticamente todas las agencias de viajes está vigente la propuesta “Ahora 12”, que ofrece la opción de pago con las tarjetas más utilizadas con muchos bancos.

Desde Promos Aéreas, Matías Mute recuerda que otra de las alternativas es utilizar el dinero acumulado en el programa Pre-viaje, sobre todo entre quienes viajaron en verano y aún tienen algo de crédito que pueden canjear para adquirir cualquiera de las prestaciones restantes.

 

Fuente: Clarín

COMPARTIR